miércoles, 20 de junio de 2018

Colorín colorado "El resto de sus vidas" se ha terminado


(Pequeña crónica del ausente)

Ligero como una pluma y empalagoso como una tarta de merengue con una cobertura de mermelada de fresa. Esa es mi opinión del libro que hemos compartido en la última lectura del curso.
 Bien es cierto que ha sido un año convulso y que las lecturas no han sido “agradables”, pero el salto ha sido demasiado brusco. Hemos pasado de “Claus y Lucas”  de Agota Kristof o “El cuento de la criada”  de Margaret Atwood a  "El resto de sus vidas”  de Jean Paul Didierlaurent, este "cuento" con prometedor inicio y  por desgracia, final feliz.

Literariamente hablando poco me aporta,  el autor se pone de perfil en temas muy interesantes y duros: la muerte, la enfermedad y la soledad o el abandono. La narrativa a lo largo de la novela es agradable (por no decir simplista) y nos permite que no nos sintamos abrumados (dificil hacerlo) con los temas tratados, quizás es un punto que podríamos agradecer al autor, pero que destroza con un final de cuento de hadas rematado por un “colorín colorado” o “comieron perdices….”.

 Su fácil lectura y su brevedad es un punto a favor. Los personajes están bien formados, los  jóvenes tienen menos futuro e ilusión que los personajes ancianos, estos últimos tienen mucha más vida y encanto, pero por desgracia nos encontramos con una narración demasiado “light”.

 El personaje que me ha encantado de veras es Isabelle de Morbieux, enigmatica, con clase y glamur.
 También  hay una pequeña estrofa  que me ha encantado, cuando Manelle le pregunta a la señora Fournier:

 - ¿le traigo su andador?, y esta responde 
 - mi andador es él”

si esto no es amor ...

No sé, quizás esté siendo muy duro con un autor y le tendriamos  que tener en cuenta para próximas obras. Lamento que el huerto ande escaso de Didierlaurent, o quizás no.

Nos vemos en Septiembre, pero nos leemos siempre, porque este Blog estará abierto por vacaciones, deseoso de escuchar la brisa de vuestras playas o el sonido de vuestro descanso.

Feliz verano y mejores lecturas.

---------------------------------------------------------------

Tras la magnífica crónica del "ausente", no puedo extenderme mucho más:

Después de un curso con lecturas muy “intensas” en el grupo y por las fechas en las que nos encontrábamos (pleno final de curso con todo lo que ello implica), me animé a recomendar la lectura de “El resto de sus vidas” de Jean-Paul Didier Laurent.

En general, todos opinamos que se trata de un libro ligero y amable, de lectura fácil y que con un lenguaje sencillo trata bastantes temas que nos afectan: la vejez, la soledad, la enfermedad, la eutanasia, el rechazo que provoca lo distinto, la solidaridad, etc., pero pasando de puntillas por ellos.

Es un libro tierno pero no facilón ni demasiado empalagoso que casi todos coincidimos que sigue el estilo de algunas películas francesas como Amelié. Nos surgía la duda de si el autor lo desarrolla de este modo a propósito o si es que “no llega a más”.

Nos parece que visibiliza a un sector al que no se muestra mucho: el de los ancianos y que reconoce el trabajo de cuidado a las personas mayores. También nos pareció que no trivializa la muerte y que podría verse como un homenaje a Luis Montes.

A casi todos nos gustó más la primera parte en la que Ambroise (el personaje principal y tanatopractor) detalla en qué consiste su trabajo por ser algo que desconocíamos. La segunda parte nos pareció demasiado previsible y de “novela rosa”.

Comentamos también la variedad de personajes y las situaciones que cada uno representaba.

Resumiendo, un libro que insinúa cosas pero que no llega a ser extraordinario, aunque dadas las circunstancias, nos hizo pasar un rato agradable (a casi todos) con su lectura.

¡Un abrazo y buen verano!

2 comentarios:

  1. ¡Feliz verano Kashi! ¡Y feliz verano para todos! Y como siempre muchas gracias por dar vidilla a este blog. Mi opinión respecto al libro es parecida. Es posible que los libros conmuevanc a uno o no, según el momento que vive. Yo lo senti como una burla. Y puede que lo escribiera el autor en ese sentido, una burla a la muerte.

    ResponderEliminar
  2. "CONMUEVAN" No "Conmuevanc", ha sido una traición del móvil.
    Estoy deseando que "la cronista presente" escriba para poder desarrollar más mi opinión. Así que contengo mis palabras hasta ese momento.

    ResponderEliminar